Cinco seguros para deducirte como autónomo en tu Renta

Cinco seguros para deducirte como autónomo en tu Renta

Seguros-Deducirse-Renta-Munitec

La cita con Hacienda ya ha comenzado. El pasado 4 de abril dio inicio la campaña de la declaración de la Renta 2017 y desde Munitec queremos recordar a nuestros mutualistas cuáles de nuestros seguros pueden deducirse si son autónomos.

La Agencia Tributaria considera de una manera especial a los trabajadores por cuenta propia y los seguros a los que deben hacer frente para desarrollar su actividad profesional. De esta manera, las deducciones de los seguros para autónomos se limitan a determinadas pólizas. A continuación exponemos cinco de las más contratadas y la fiscalidad que se aplica en cada caso.

1. Seguro de Responsabilidad Civil Profesional 

Se trata del seguro profesional por excelencia como garante de protección del patrimonio del autónomo. En este sentido, los seguros de Responsabilidad Civil Profesional son deducibles siempre que estén ligados a la actividad económica del profesional. Es decir, que las coberturas de la póliza estén centradas en cubrir alguna eventualidad en el trabajo profesional.

2. Seguro de Vida

En la actualidad, tras la última reforma fiscal, los autónomos pueden deducirse en su Renta el seguro de Vida en sus coberturas de fallecimiento, invalidez permanente e incapacidad temporal.

Al igual que en el seguro anterior, la deducción de este seguro para profesionales se aplica en la declaración del IRPF 2017 en forma de reducción sobre la base imponible. Las cantidades a desgravar en esta póliza son de un máximo de 500 euros al año. Dentro de ese cómputo se incluye también el seguro de Salud, como vemos en el siguiente punto.

3. Seguro de Salud

A día de hoy la legislación sí permite deducir las pólizas médicas. Así pues, los trabajadores por cuenta propia pueden desgravarse por su seguro de Salud, así como el de su cónyuge e hijos menores de 25 años, hasta un máximo de 500 euros al año por persona. Asimismo, los autónomos con discapacidad pueden elevar hasta 1.500 euros la cuantía a deducir.

4. Seguro de Hogar o Comercios y Oficinas

Es común que los profesionales conviertan su casa en su despacho profesional. En este sentido, es posible desgravarse una parte proporcional del seguro de Hogar. Como ejemplo, en una casa de 100 metros donde el despacho ocupa 10 metros (un 10% del hogar) se podría deducir ese porcentaje del seguro.

En el caso de seguros para Comercios y Oficinas, se puede desgravar la totalidad de la prima de los seguros ya que se entiende que el espacio entero forma parte de la actividad profesional.

5. Seguro del Coche

La condición indispensable para la deducción del seguro de Coche es que este sea utilizado en su 100% para la actividad profesional del autónomo y no para el ocio. Así pues, si el contribuyente demuestra fehacientemente este uso, la cuantía del seguro podrá imputarse como gasto deducible a su actividad profesional al hacer la Declaración de IRPF.

Además, aunque no seas profesional, las aportaciones que realices a los productos propios de Munitec (seguro de Vida y Accidentes -secciones C y A- y seguro de Orfandad) pueden reducir la base imponible general dado que somos una mutualidad de previsión social.